cloudfront.net
Menu
Secciones
logoMenu
    Suscríbete  >
icono Google Plus
icono Twitter
icono Facebook
icono Búsqueda icono Cancelar
icono Búsqueda
icono Cancelar
 
Logo Estadio
Cancelar
¡Bienvenido!
Suscríbete a nuestra newsletter y recibe noticias, datos estadísticos y promociones exclusivas para suscriptores
* Campos requeridos
Capital Menú
Logo Estadio
capitalDigital
capitalPrensa
capitalRadio
capitalTv
El Trotaestadios

El Trotaestadios: Gillette Stadium

Ver más notas
En el frío de Foxboro. Foto: Especial

Ernesto Campos no habla sobre la gran fortaleza que han construído los New England Patriots

En el deporte, la repentina transformación de mediocridad en éxito ha tenido que ver en casi todos sus casos con la aparición de un magnate que compra a un equipo en desgracia, le inyecta todo el dinero que puede y con ellos los resultados comienzan a llegar. Pero eso no pasó al pie de la letra en Foxboro, Massachusetts con sus Patriotas de Nueva Inglaterra.

Así como se le conoció al antiguo Yankee Stadium en Nueva York, “La Casa que Babe Construyó” a la casa de los Pats podría vérsele como una fortaleza que se construyó con base en los sólidos argumentos deportivos de un trío de personas fuera de serie, cada quien en su labor. Robert Kraft, Bill Belichick y Tom Brady.

La mediocridad y los malos resultados fueron la constante desde que ingresaron a la NFL en 1971. Una aparición en el Súper Tazón en 1985 terminó en una paliza en contra de los Osos de Chicago y esa era su mayor gloria. Sus juegos en casa eran disputados en el viejo estadio de Foxboro, cuyas bancas de aluminio volvían un reto soportar los juegos en invierno con las temperaturas menores a cero grados centígrados.

Actualmente juegan en el Gillette Stadium, construido junto a su antigua casa que fue destruida y en cuyos terrenos se edificó una moderna fortaleza, alejada de la ciudad y que si no se tiene un automóvil sólo puede visitarte a través del transporte público en días de partido, y es que, está en medio del bosque.

El “Pedro Navaja”, como los comentaristas hispanos en Estados Unidos han apodado al Gillette Stadium es donde esos tres personajes “edificaron” la fortaleza en la que los Patriotas han realizado sus más grandes hazañas.

Con una capacidad de 68,750 espectadores, el Gillete es una atracción por si mismo sin contar a sus inquilinos (pues ahí también juega el New England Revolution de la MLS). Al estar apartados de las ciudades, cuenta con todo tipo de amenidades a su alrededor.

Para empezar el Patriots Place es un centro comercial que costó casi 200 millones de dólares, con restaurantes, cines y tiendas. Además la tienda de artículos de los Patriotas se encuentra poco antes del acceso principal al estadio y un verdadero fan podría perder horas viendo todo tipo de artículos.

Si se llega muy temprano, varios conciertos musicales pueden escucharse en la explanada frente a este coso, al que se llega también por la Estación Foxboro del Tren, misma que sólo abre en días de partido.

Ya adentro, los aficionados tienen su propio “Cielo Patriota” un puente detrás de una de las zonas de anotación en la parte alta de las gradas desde donde cuelgan los banderines por haber ganado cuatro Súper Tazones (en 2001, 2004 ,2005 y 2015), así como el recuerdo de la mal lograda temporada perfecta en 2007 que no pudo culminar con el trofeo Vince Lombardi.

Después de cada touchdown de los Pats, se escuchan disparos de sus “Patriotas” un grupo de personas vestidas como los fundadores de esa nación y que disparan al aire mientras Pat Patriot, la mascota, celebra.

Todo lo anterior es algo muy común desde que ese trío se conjuntó y sin el cual este estadio y todas su amenidades, jamás habrían sido edificadas.

 

Síguenos en Twitter: @EstadioDiario

 

NEWSLETTER
¡SUSCRÍBETE PARA RECIBIR LAS ULTIMAS NOTICIAS!
Suscribirme >
OPINIÓN
SÍGUENOS
    /ESTADIODIARIO
    @ESTADIODXTS
RECOMENDADO
Desde mi palco
Desde mi palco
El Almanaque
Desde mi palco
Desde mi palco