cloudfront.net
Menu
Secciones
logoMenu
    Suscríbete  >
icono Google Plus
icono Twitter
icono Facebook
icono Búsqueda icono Cancelar
icono Búsqueda
icono Cancelar
 
Logo Estadio
Cancelar
¡Bienvenido!
Suscríbete a nuestra newsletter y recibe noticias, datos estadísticos y promociones exclusivas para suscriptores
* Campos requeridos
Capital Menú
Logo Estadio
capitalDigital
capitalPrensa
capitalRadio
capitalTv
Desde las diagonales

¿Terminará la sequía en Buffalo?

Ver más notas
 Foto: AP

Los Bills quieren terminar una racha de 18 años sin llegar a postemporada

Llegamos a la mitad de la temporada y en la Conferencia Americana los New England Patriots, Pittsburgh Steelers y Kansas City Chiefs han cumplido con las expectativas y todos tienen seis triunfos, pero solo un paso detrás de ellos están los Buffalo Bills, una de las sorpresas más grandes hasta el momento.

Los Bills enfrentarán a los Jets este fin de semana y tratarán de poner su marca en 6-2, lo cual sería su mejor inicio de campaña desde 1993 cuando estuvieron 7-1 y al final llegaron al Super Bowl XXVIII. El equipo de Sean McDermott tiene muy ilusionados a sus aficionados y han comenzado a pensar en playoffs.

Buffalo tiene actualmente la mayor sequía en la NFL sin avanzar a playoffs, su última aparición fue en 1999. Desde ese año, los Bills solo han tenido dos temporadas con marca ganadora (2004 y 2014), pero hay elementos para pensar que este año podrían cambiar las cosas en Orchard Park.

Son uno de los tres equipos que quedan invictos como locales en la temporada y tienen una racha de 13 partidos anotando 20 puntos o más en casa. Solo han perdido el ovoide en tres ocasiones en lo que va del año y su defensiva es la tercera mejor contra la carrera al permitir un promedio de 80.1 puntos por encuentro. En siete partidos solo han permitido más de 20 punto una vez y Micah Hyde encabeza la liga con cinco intercepciones.

Las dos derrotas de Buffalo (Carolina y Cincinnati) han sido por 10 puntos de forma combinada y han ganados dos veces cuando están empatados o perdiendo en el último cuarto, algo que solo pasó dos veces en dos años bajo el mando de Rex Ryan.

La segunda parte de la temporada representará un gran reto para este equipo, ya que después de visitar a Nueva York tendrá encuentros complicados ante Saints, Chargers, Chiefs y Patriots, que tres de ellos están entre las 10 mejores ofensivas de la campaña en puntos anotados.

Después tendrán un juego cómodo ante los débiles Colts para cerrar la temporada con tres encuentros divisionales, dos ante Miami y uno contra New England. Los Bills podrían cerrar la campaña con 10 victorias por primera ocasión en 18 años, con grandes posibilidades de llegar a postemporada ya que han vencido a dos equipos (Denver y Oakland) que también podrían estar peleando al final por un boleto como comodines.

Además del poder terrestre de LeSean McCoy, ahora la ofensiva de los Bills contará con el receptor Kelvin Benjamin, quien llegó por medio de un cambio con los Carolina Panthers. Benjamin, quien ocupará el hueco que dejó Sammy Watkins, tuvo 2,424 yardas y 18 anotaciones en 40 juegos.

Los Bills ya sorprendieron en la primera mitad de la temporada, pero viene la parte más complicada, jugar a un alto nivel cuando más importa.

 

 

Espero sus comentarios en Twitter: @VenturaRic

NEWSLETTER
¡SUSCRÍBETE PARA RECIBIR LAS ULTIMAS NOTICIAS!
Suscribirme >
OPINIÓN
SÍGUENOS
    /ESTADIODIARIO
    @ESTADIODIARIO
RECOMENDADO