Jaguares de cajeta

.

Me dicen buenas fuentes que el rumor ya tiene porcentaje alto de realidad, que los Jaguares de Chiapas dejan la selva, dejan el estadio Víctor Manuel Reyna para mudarse a Celaya y sumarse a los equipos de la zona del Bajío.
Fundados hace 13 años en Tuxtla Gutiérrez nunca han ganado nada, lo más cerca de la gloria fueron unos cuartos de final en la liga en el torneo de Apertura 2015 y después una suma de descalabros incluyendo la falta de pago de su propietario Carlos López Chargoy.
Estos Jaguares tienen pasado fresero. Veracruz asciende en el 2002 en una promoción contra el León y el puerto veracruzano se ve con dos equipos, ya que ese Irapuato se había convertido en Tiburón.
Ante tal situación y con el apoyo del gobernador Pablo Salazar Mendiguchía, Grupo Pegasso, propiedad del empresario Alejandro Burillo, deciden mudar el equipo a Chiapas.
Para el 2010 cambia de dueño, grupo Salinas toma el control del equipo pero no por mucho tiempo, ya que en el 2013 Amado Yáñez propietario de Grupo Oceanografía se hace del equipo y anuncia que se lo llevaría a Querétaro. Asunto que molesto a los chiapanecos que de alguna forma impidieron el cambio de sede.
Ante tal situación, Amado Yáñez anuncia la desaparición del equipo y es donde aparece la figura de Carlos López Chargoy tomando por completo la administración del equipo hasta estos días donde los malos manejos y el despilfarro han originado la falta de pago y la inminente salida de la selva a Celaya.
Según cuentan, un grupo de empresarios con el apoyo del gobierno de Guanajuato están juntando poco más de 60 millones de pesos para iniciar las negociaciones y regresar a los Jaguares al estado que originalmente los vio nacer. Asuntos del destino.
NEWSLETTER
¡SUSCRÍBETE PARA RECIBIR LAS ULTIMAS NOTICIAS!
Recomendado