Jueves 13 de mayo 2021

La liga mediocre que merecemos

La liga mediocre que merecemos Foto: mexsport

Fue el duelo América vs. Chivas el que nuevamente desnudó las carencias de nuestra liga

La semana pasada enfurecimos con la tibia respuesta de la Liga Bancomer MX a los hechos violentos entre aficionados de Tigres y Rayados, pero todavía más preocupante es la falta de protocolos para proteger la integridad de los jugadores que sufren golpes en la cabeza durante un partido.

Fue el duelo América vs. Chivas el que nuevamente desnudó las carencias de nuestra liga, como si se tratara de una llanera en la que ningún profesional tiene conocimientos básicos, o normas de seguridad, se le permitió a Jair Pereira, jugador de Chivas, seguir después de un fuerte choque con Oribe Peralta; el defensa se llevó la peor parte, y visiblemente afectado por el golpe, fue puesto de pie y continuó jugando.

¿Qué hace falta para que entiendan lo que un golpe así puede desencadenar? Parece que un muerto. Es aberrante el nivel de ignorancia, inconsciencia e inseguridad, de todo tipo, en el que nuestra liga vive. Doctores, entrenadores, preparadores físicos, el mismo jugador, nadie es responsable de salvaguardar la vida.

Tras el golpe, Pereira lució desorientado, se le permitió levantarse sin conocer la gravedad de la contusión, y según el zaguero, únicamente le hicieron un par de preguntas para saber si estaba bien. ¿Un par de preguntas es el único recurso para salvar la vida?. La administración del Estadio Azteca ya tenía la ambulancia dispuesta para llevarlo a un hospital y ser revisado adecuadamente, y el cuerpo médico de Chivas dijo que no. Los mismos médicos irresponsables se basaron en dos preguntas antes que en una resonancia, eso no puede volver a pasar.

Al termino del cotejo, y tras ser cuestionado en conferencia de prensa, Cardozo se lavó las manos diciendo “Estaba bien, no soy doctor. La responsabilidad es del doctor”. Es increíble la manera en la que todos se avientan la pelota para no asumir una responsabilidad que no son 3 puntos en un clásico ni un liderato, es la diferencia entre el bienestar de una persona y un problema de salud que puede desencadenar en la fatalidad. Aunque el jugador diga que está bien, ¿va a saber más un jugador afectado por un golpe (que vive para esos partidos) que un estudio médico?

Urge que desarrollen medidas que salvaguarden la integridad del jugador, y éstas debieran ser exigidas por los propios futbolistas, pero estamos más enfocados en los videos virales de Maradona bailando y en los memes de cada jornada, en vez de promover cultura de la prevención y eso nos toca como medios.

@Mafersar

NEWSLETTER
¡SUSCRÍBETE PARA RECIBIR LAS ULTIMAS NOTICIAS!
Recomendado