La historia señala que los exdeportistas no han sabido dirigir la Conade

Conade
Conade jamás ha tenido como director a un verdadero especialista en administración deportiva. Foto | Archivo Conade 

Desde que nació en 1998, la dependencia rectora del deporte en México no ha sido administrada por un verdadero especialista

Mediante un decreto presidencial firmado el 13 de diciembre de 1998 nació la Comisión Nacional del Deporte, hoy Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade), que a la fecha ha sido dirigida por cinco exdeportistas, un profesor de educación física y dos políticos, jamás por un verdadero especialista en dirección deportiva.

En plena etapa electoral, varios han sido los deportistas que han levantado la mano para hacerse cargo de la institución en el próximo sexenio, pero en opinión de los especialistas, ninguno de ellos cuenta con la capacitación, experiencia, conocimiento ni relaciones necesarias para poder desempeñar el cargo de forma eficiente.

Raúl González, exmarchista, fue el primer director de Conade. Foto | Especial Youtube

A decir de Geoffrey Recoder Renteral, experto en administración de entidades deportivas, públicas y privadas, “se cree que por haber hecho deporte, del nivel que sea, y por haber sido un excelente deportista uno tiene los conocimientos y experiencia necesarias para poder ejercer como responsable de una organización deportiva, donde hay que administrar y dar un correcto uso a recursos públicos o privados y eso es una gran falsedad. Para ello, hay que estar preparado en diversas áreas”.

¿Qué es la Conade?

“La Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade) es el organismo gubernamental encargado de fomentar y promover la cultura física que busca involucrar a mexicanas y mexicanos de todas las edades a integrarse a la práctica, desde el deporte social, hasta el de competencia y alto rendimiento”, señala uno de los documentos oficiales de presentación del organismo.

¿Quiénes la han dirigido?

El primer director de la Conade fue Raúl González, exmarchista y medallista olímpico, quien como mayor logró tuvo la integración del Sinade (Sistema Nacional del Deporte), que agrupa a las entidades deportivas de nivel municipal, estatal y federado.

De 1994 al año 2000 el responsable del deporte mexicano fue Ivar Sisniega, actual presidente ejecutivo de la Federación Mexicana de Futbol y expentatleta, quien creó los Juegos Olímpicos Infantiles y Juveniles, competencia de la que surgieron varios talentos que a la larga se desarrollaron en el deporte de alto rendimiento, pero que no sirvió para impulsar el deporte a nivel masivo y popular.

Con la llegada de Vicente Fox a la presidencia, se designó a un profesor de educación física y empresario del deporte para dirigir la Conade, Nelson Vargas

Dentro de su gestión, en 2002 se fusionaron las competencias nacionales infantiles y juveniles para crear la Olimpiada Nacional, la cual era albergada por uno o dos estados únicamente, lo que impulsó la construcción de infraestructura deportiva en cada entidad que organizó la competencia. 

En noviembre de 2006 y gracias a una gran inversión de recursos, la Conade de Nelson Vargas inauguró el Centro Nacional de Desarrollo de Talentos Deportivos y Alto Rendimiento (CENAR) en la Ciudad de México, que a la fecha atiende a más de 500 atletas dedicados al alto rendimiento, pero que no es utilizado para impulsar otros niveles deportivos, como el popular o el escolar a nivel nacional.

En 2006 el futbol incursionó en la dirección del deporte a nivel nacional, con la llegada del exfutbiolista Carlos Hermosillo, quien estuvo en el cargo hasta que renunció en 2009 para buscar una diputación. Con él al frente de Conade no se lograron avances y, por el contrario, el divisionismo se acentuó, al mantener un constante enfrentamiento con la Confederación Deportiva Mexicana (Codeme) y el Comité Olímpico Mexicano (COM).

Aún dentro del sexenio de Felipe Calderón, Bernardo de la Garza se convirtió en el primer político que ha dirigido la Conade. Excandidato presidencial, pero sin experiencia en el tema deportivo, por lo que su gestión solo es recordada por el  impulso que implementó al trabajo en equipo.

Otro deportista que llegó pero que no pudo culminar su gestión fue Jesús Mena, exclavadista que dirigió el deporte mexciano de 2012 a 2015 y que en la parte administrativa no tuvo ningún gran logró.

El segundo político en hacer acto de presencia en la dirección del deporte fue Alfredo Castillo, quien luego de desempeñarse como procurador de justicia estatal fue designado por Enrique Peña Nieto como director de Conade. Su mayor experiencia en el tema, fue ser aficionado al padel, deporte con poco desarrollo en México. bajo su dirección el deporte nacional no logró avances significativos.

En la actualidad el organismo rector del deporte en el país es dirigido por Ana Gabriela Guevara, exvelocista quien suma más escándalos y conflictos legales que verdaderos logros y avances en materia deportiva. La evaluación de su gestión es difícil de realizar, ya que mantiene una estrategia de no proporcionar datos y cifras sobre su desempeño. Luego de más de cinco años en el cargo y a pesar de que la ley se lo exige, no ha entregado algún plan de trabajo que permita definir el rumbo que busca darle al deporte nacional.

Carlos Hermosillo es catalogado como uno de los “peores” directores que ha tenido Conade. Foto | Archivo Coande

¿Qué cualidades y competencias debe tener un director y administrador deportivo?

Dea cuerdo con Geoffrey Recoder en la actualidad, al hablar de administración deportiva “no se puede estar inventando o descubriendo el hilo negro. Para dirigir una entidad deportiva que busque un verdadero éxito y por éxito debemos comprender, que cumpla con los parámetros por los cuales fue creada, debe tener estudios especializado en administración, gestión y dirección en el deporte. 

Se debe contar con estudios vinculados con ciencias aplicadas al deporte, con educación física, entrenamiento deportivo, cultura física, estudios, inclusive vinculados con temas educativos   y de la salud. Un directivo deportivo tiene estudios en administración pública y relaciones en el poder ejecutivo, no solo en el legislativo”, afirma el maestro en educación física y poseedor de diversos títulos de posgrado enfocados en materia de administración y desarrollo deportivo. 

¿Quiénes han levantado la mano?

El exportero del América Moisés Muñoz es la figura pública vinculada al deporte que más recientemente ha levantado la mano para dirigir la Conade durante los siguientes seis años. Lo hizo en compañía de Claudia Sheinbaum, candidata del partido Morena a la presidencia.

Antes de Muñoz, el basquetbolista Gustavo Ayón hizo patente su deseo por dirigir el deporte mexicano, meses antes la raquetbolista Paola Longoria, también señaló su intención de estar al frente de la dependencia. La exclavadista Paola Espinosa es una más de las deportistas que han manifestado la intención de convertirse en dirigente deportivo. 

Ninguno de ellos cuenta con experiencia en administración deportiva ni estudios de grado o posgrado que avalen su deseo por estar al frente de la Conade. Ayón estudió administración, Paola Longoria cuenta con la carrera de ingeniería mecánica y la maestría en Ciencia Política; Poala Espinosa estudio ciencias de comunicación, pero por ahora no se sdabe sí logró culminar la carrera, ni su perfil en Linkedin lo señala.


Newsletter
¡SUSCRÍBETE PARA RECIBIR LAS ULTIMAS NOTICIAS!